En la entrevista del programa Semáforo de la Radio Universidad de Chile, Marcelo Andía, Director Alterno del Núcleo Milenio Cardio MR, junto a Milena Grass, Directora del Núcleo Milenio de Arte, Performatividad y Activismo, NMAPA, se refirieron a los vínculos que hay entre ciencia y arte y la importancia del desarrollo de las imágenes del cuerpo para lograr avances en el bienestar de las personas.

Con motivo del lanzamiento del Núcleo Milenio Cardio MR y del Núcleo Milenio Arte, Performatividad y Activismo NMAPA, el programa Semáforo de la Radio Universidad de Chile conversó con Marcelo Andía, Director Alterno del Núcleo Milenio Cardio MR y Milena Grass, Directora del Núcleo Milenio de Arte, Performatividad y Activismo, NMAPA sobre cuáles son los vínculos entre arte y ciencia y la forma en que estas dos disciplinas pueden colaborar para una mejor sociedad.

“En nuestra sociedad hemos separado el arte de la ciencia, la enfermedad del tratamiento. Situación que permite que los pacientes no se empoderan de lo que les está pasando. Hemos perdido mucho contacto con nosotros mismos. Como científicos, nuestro aporte está en que necesitamos mejorar la percepción de las imágenes con el objetivo de que los médicos puedan hacer un mejor diagnóstico”, destacó Marcelo Andía.

Por su parte Milena Grass, directora del Núcleo Milenio NMAPA, destacó la las herramientas que entrega el arte para entendernos nuestra naturaleza humana. “El arte te da una perspectiva a una cierta distancia de lo cotidiano, y por ejemplo el teatro te conecta con el presente. Muchas veces estamos desvinculados con el aquí y ahora. Una de las cosas que estamos viendo cómo trabajar en el futuro es por qué la gente cuando se entera que está enferma, no sigue los tratamientos”, enfatizó la académica.

Durante la entrevista, los investigadores explicitaron la relevancia de sostener un plan de trabajo que permita la discusión constate sobre las nuevas herramientas conjuntas entre arte y ciencia.

“Creo que una de las primeras cosas que debemos hacer es tener un seminario permanente sobre cuerpo e imagen, y que podamos dialogar científicos y artistas. Hay muchas imágenes del corazón que uno las encuentran en grandes artistas”, refirió Grass.

“El arte tiene que ayudarnos a nosotros. Tratar una enfermedad es primero tomar conciencia de ello. Los pacientes van al médico cuando les pica, les duele o les sangra. Sin embargo, las enfermedades que matan al mundo, no duelen. Creemos que desde la visualización empiezas a sensibilizar de que hay maneras de detectar las enfermedades antes”, concluyó Marcelo Andía.

Puedes encontrar la entrevista completa en el siguiente link.